miércoles, 29 de julio de 2009

La cartera...




Debía tener yo unos 16 años, todavía no había ido al ejército, hacia mucho frío, nevaba, cosa que no era demasiado habitual en San Sebastián (Guipuzcoa) a la orilla del Cantábrico, pero ese era un invierno muy frío, la nieve había cuajado en la playa, iba yo caminando a buen paso por el paseo de la Concha a reunirme con un amigo, los bancos del paseo estaban blancos por la nieve, de repente un bulto negro en uno, llamó mi atención, y me atrajo como un imán, era una abultada cartera, sorprendido y excitado miré en su interior y casi me da algo, me temblaron las piernas: Estaba llena de dinero, mucho dinero.

Sofocado, a pesar del frío, me senté en el banco, el paseo estaba desierto, no había un alma, enseguida volví a mirar el dinero, ahora no lo recuerdo, pero a mi me pareció una fortuna, eran los días de la Navidad, y aquello era seguramente un regalo de los dioses para mi. Enseguida pensé que con aquella fortuna ya no tendría ningún problema para huir de mi prima, ya no haría falta esperar a que me admitieran en el ejercito para escapar de sus palizas constantes, ese dinero compraría mi libertad, con el me podría escapar a Francia...

Estaba feliz, muy feliz. No se porqué me dio por revisar a fondo la cartera, encontré las fotos de una familia que a todas luces era humilde, y amarrados con un elástico habían bastantes recibos de la luz cuidadosamente ordenados, de igual manera que los billetes, de repente me dio un escalofrío, tuve un presentimiento, es como si acabara de perder" mi" dinero, me di cuenta que no era mio y que el hecho de que lo hubiera encontrado no me daba derecho a quedármelo, de la alegría de sentirme libre y emancipado de mi prima, pasé a la tristeza de quien ve que se escapa su oportunidad.

Revisando el contenido de la cartera encontré un documento de identidad, era un hombre que a mi me pareció muy viejo, como de 50 (¡Quien los pillara ahora...jajajaja!) estaba su domicilio y su profesión: Obrero. Me levanté del banco, acababa de tomar una decisión, y casi corriendo me fui a encontrar con mi amigo, este se puso muy contento y enseguida me dijo que nos repartiríamos el dinero a medias entre los dos, se enfadó mucho cuando le dije que había decidido ir al domicilio de ese señor a entregarle la cartera, que solo había ido a avisarle a el para que no se quedara esperándome y dejarle plantado.

¿Y si ya no vive en ese domicilio? ¿Y si le entregas "nuestro" dinero a otro que no es suyo? En ese caso, se lo llevaré a la policía, le dije. Al ver que yo estaba decidido, trató de convencerme para que lleváramos la cartera directamente a la policía porque el había oído que daban un porcentaje del dinero que contenía la cartera, de recompensa, pero me negué, por mi cabeza pasaba el desespero que tendría que tener ese señor en plenas Navidades por haber perdido ese dinero, y encima la poli le iba a quitar parte del mismo que era suyo, solo por el terrible delito de haber perdido la cartera.

La casa donde vivía el pobre hombre, no quedaba demasiado lejos, era un viejo edificio, las escaleras olían a una mezcla de comida y meados de niño, eran de peldaños de madera que estaban muy limpios, olían a lejía, mientras subíamos vimos la puerta de un piso abierta, gente vestida humildemente, lloraba desconsoladamente, reconocí al hombre de la foto y me dirigí a el entregándole sin mas preámbulos y sin decir una palabra, la cartera, entonces se hizo un gran silencio, enseguida voces de asombro, risas, todo el mundo me abrazaba, yo le dije que viera si estaba todo el dinero.

Nos obligaron a sentarnos y tomar un chocolate con roscos caseros, nos explicaron que el era obrero de la construcción y que como ganaba muy poco, tenia como trabajo extra, cobrar recibos de la luz, por lo que le pagaban una miseria, pero era mejor que nada, una ayuda para mantener a duras penas a su familia numerosa. El haber perdido el dinero, era una tragedia, porque para evitar la cárcel (Aquellos tiempos del Franquismo eran muy duros) tendría que arreglarse con la empresa y pagar a plazos el contenido de la cartera que dijo, era una fortuna, me dijo la cantidad pero no la recuerdo.

Me pidió que volviera al día siguiente porque no tenia nada de dinero en casa y me quería dar una propina que sacaría del dinero que entregaría a la empresa de la luz. Naturalmente, me negué en redondo ¿Como podía aceptar dinero de aquel pobre hombre tan pobre? Yo solo había cumplido con mi obligación, ya lo tenia muy claro, al entregar un dinero que no era mio. Poco después conseguia entrar en el Ejército y nunca mas volví a su casa.

Pero yo tuve mi recompensa, me sentí muy bien durante mucho tiempo, no suelo acordarme de este episodio y por ello no lo suelo contar, pero leyendo hoy un post de "tia elsa"me acordé y me pareció que les podía gustar el cuentico, de la vida real, por otra parte en el que una cartera un "viejo" y yo, fuimos protagonistas, eso si, hace ya muchos años.

Al regresar a casa, mi prima me esperaba hecha una furia, con todo ese lío me había retrasado de mi hora de llegada, no le conté nada, no me dio tiempo, y me limité a recibir la paliza tratando, como hacia siempre, de esquivar sus golpes lo mejor que podía.
Algunos no tenemos mucha suerte con las recompensas que nos da la vida por nuestras buenas acciones.

47 comentarios:

Lena dijo...

Qué historia tan entrañable y tan bien contada Genín...

(Gracias además, por ubicar el escenario y por poner esa foto...yo adoro Donosti...sueño con tener un estudio mirando hacia La Concha)

Yo creo que la vida te ha recompensado por esa y por mil historias que seguramente aún no has contado.

Fíjate en tus uvas.

Están tan llenas de vida que parecen sonreirte.

Fíjate en tu césped.

Fíjate en tu familia reencotrada.

Fíjate en tus dos hijas favoritas.

Fíjate en las paellas y vinos que compartes en amistad.

Fíjate en las palabras de afecto que te dejan acá cada día.

Sí.

Definitivamente te ha recompensado.

Un beso muy grande, G.

Abuela Ciber dijo...

Genin eres un sol!!!!!!

Cariños.

Abuela Ciber dijo...

Aja!!! y sabes porque eres un sol, apreciado amigo......porque iluminas todo lo que tocas.

Saludos y como tu dices Salud!!!!

TORO SALVAJE dijo...

Cada vez que sale tu prima en algún post me dan ganas de matarla.
Lo siento.
Suerte que encontraste tú el dinero.

Estoy de acuerdo en que la vida no parece premiar a los que mejor se portan.

Saludos.

Otto dijo...

Qué historia!!! creo que tu recompensa es saber que tocaste la vida de toda una familia, que evitaste que un hombre fuera a la cárcel y seguramente diste un ejemplo inolvidable a los hijos de ese señor.

Si eso no es marcar una vida para siempre, pos no sé qué será! Y además, si estás hoy aquí para contárnoslo, es que la vida te sigue premiando a tí y los que te leemos.

Un abrazo!

| Perla | dijo...

El contenido de la cartera hablaba por sí solo, no? Estaba clarito como el agua.
Muy linda anécdota, aparte transcurre en una ciudad que conozco (una de las pocas en España)!! Qué lindas playas!! No me las imagino nevadas...

Waiting for Godot dijo...

Oh genín, se me ha arrugado el corazoncito. Que bonito lo que hiciste y mira bien, quizas la vida si te ha recompensado muy bien y no lo has visto. Besos.

Genín dijo...

Hay Lena!
Que comentario mas lleno de ti!
Ojalá que se cumpla tu deseo, ya sabes que muy poquitos privilegiados lo pueden tener en el lugar que tiene el precio mas caro del mundo!
Tu te lo mereces.
Y si, me fijo en todo lo que dices, me doy por muy satisfecho, lo cual no quita que me duelan las patadas que me dan por ahí abajo de vez en cuando...jajaja
Besos

Abuela:
Gracias por tu sentir.
¡Tu la estrella mas rutilante del Universo!
Ahí queda eso...jajaja
Besos

Toro:
jajajajaja Sabia que te ibas a referir a mi pobre prima...jajaja
Lo sabia, y mas o menos en esos términos...jajajaja
No pero no creas que lo digo en el sentido de dolerme que no fuera premiado, porque ya digo que sentí que lo fui. Es por los sinvergüenzas que lo único que han hecho en su vida es mal y los tíos parecen tan felices.
Salud

Otto:
Si, desde luego que me sentí premiado a lo largo de mi vida, pana, solo me refería al hecho puntual, que acabas de hacer algo bueno y el premio es una paliza por llegar tarde.
La prueba de que me siento premiado es estar consciente de que tengo gente que me aprecia, como tu, y eso es un tesoro invaluable.
Salud

Perla:
Gracias por la visita.
Si claro que la cartera cantaba...jajaja
Por eso después de la primera impresión de sentirme rico vino la de sentir que debía devolverla, y lo hice.
Busca en Google, hay fotos de la playa nevada muy curiosas.
Besos

Waiting:
jajajaja Es que eres una blandengue en el fondo.
Si que me he dado cuenta de sus recompensas,las he visto, las veo todos los dias, tu estás bajo el mismo cielo muchas veces ¿No es eso una recompensa inmensa? y también de las patadas patadas en las bolas que no me gustan! jajaja
Besos

Rigoberta dijo...

Me encantan tus historias Genín!!!

Y bueno, yo últimamente me he hecho fiel creyente de eso que dice que la vida nos pone a todos en el sitio que nos corresponde... sólo hay que aprender a dejarla, en tu caso, es rodeado de uvas bellísimas, de gente que te quiere mucho y de fans de tus historias como yo =P

Un besote!!!

FERNANDO SANCHEZ POSTIGO dijo...

joeee es increíble. Ya te digo que lo que no te haya pasado a ti, no le ha ocurrido a nadie. Un abrazo.

Rossy dijo...

Gracias por la anécdota, y por ese corazón noble y hermoso!

Te mereces solo cosas buenas, y por eso te recompensa la vida cada día, excepto claro, las fulanas patadas dolorosas, jajaja!

Besitos :)

^lunatika que entiende^ dijo...

Me has puesto los pelos de punta de la emoción..! :)

Yo creo, como dice Lena, que la vida te lo está recompensando...

Un beso.

Pamela dijo...

Hola Genín! Te he "visto" visitando blogs amigos y me ha entrado la curiosidad : con leer este blog de hoy ya me has conquistado. Las imágenes invitan a recorrer esa hermosa ciudad que tanto quisiera conocer y tu historia es de esas que dan escalofríos de emoción. Aquí en América Latina en muchos países todavía existe la institución del cobrador,supongo que en el primer mundo ya todo se paga por medio de tarjetas e internet.

Y claro que la vida te ha recompensado por esa acción, que no es una sola: es tu forma de ser

Lena dijo...

Has puesto màs fotos!!!!!!!!!!!!!

AMO DONOSTI!

Gracias, Genín!

NuriaBadilla dijo...

Parece que los principios no se quitan a palos.
Me dejaste con lágrimas de ternura en los ojos.
Gracias, por recordarme que el mundo no es malo

Nata dijo...

A mi me paso una vez que estaba esperando el autobus cuando veo un auto detenido con la puerta del acompañante abierta y un bulto negro en el piso. Luego este auto se fue y quedo el bulto. Me acerque a ver y era una cartera con bastante dinero. En ese momento yo estaba desempleada y aun asi preferi contactar a la dueña y devolver la cartera con todo el dinero. Lo que no me esperaba era que ivan a venir a buscarla junto con la policia para que yo declare porque esa misma tarde la dueña y el marido habian sido victimas de un robo cuando salian del banco. El auto que estaba parado deshaciendose de la cartera estaba siendo manejado por los ladrones. Igual nunca tuve ninguna citacion judicial ni nada que se le parezca. Pero imaginate esta situacion, la policia cayendo a mi casa con todo su equipamento para tomarme la declaracion y yo declarando mientras mi amiga me teñia el pelo jajajaja.

Genín dijo...

Rigo:
Me encantan las fans preciosas como tu!
No te me pongas celoso pana! jajajaja
Besos

Fernando:
Pues ya ves que mas abajo le pasó a Nata y con policía y todo...jajaja
Salud

Rossy:
jajajaja Si, de esas patadas como que no nos libramos nadie...jajaja
Besos

Lunatika:
Es que tu eres muy sensible...
¡ Que te conozco bacalao! jajaja
Besos

Pamela:
Gracias por tu visita, estás en tu casa.
A mi me pasa como a ti, de repente visito a alguien y en algunos casos sigo años haciéndolo.
Besos

Lena:
Si porque alguien habló de la nieve en la playa en Donosti y me gustaron estas fotos, y la de sin nieve, ya sabes que es la de siempre desde Igueldo...jajaja
Besos

Nuria:
Yo si creo que hay mucho malo HDLGP...jajajaja
Pero nosotros estamos para compensar en la balanza...jajaja
Besos

Nata:
Bien por mi Nata!
En mi caso no tuvo que intervenir la policía, el hombre todavía no había denunciado la pérdida, yo llegué en el preciso momento que lo iba a hacer.
La pregunta que le queda a uno es si detuvieron a los ladrones...
Besos

Rosa dijo...

¡Ves! por eso es que te queremos y por eso es que tarde o temprano tienes tu recompensa por hacer lo debido. Un abrazote.

Nata dijo...

La verdad es que ni idea, nunca mas supe de esa gente. Tambien me olvide de contarte de una vez que mi mamá perdio su billetera y mas o menos a las dos semanas le llega un paquete por correo. Lo abre y era la billetera con una nota diciendo donde la habian encontrado y con cuanto dinero (justo el mismo monto que mi mamá recordaba haber perdido) pero que habian que tenido que usar parte para pagar el correo entonces como prueba mandaron el recibo y el vuelto.

Jerusalem dijo...

Me encantó tu historia y dice mucho de tí. Y estoy segura que la vida te lo habrá recompensado por otro sitio.

Pero me podrias contar si tu prima vive o ya se ha ido a los infiernos. ¡Que malas personas hay en esta vida!

mariajesusparadela dijo...

La alegría del deber cumplido no hhay dinero que la pague.

Lisa dijo...

Imagino la cara del hombre cuando te vió aparacer con la cartera... Gracias a que hay buenas personas en el mundo.
Cariños

Mariale divagando dijo...

Esta historia es tan TÚ! Eres tú retratado, tu franqueza, tu honestidad, tu integridad...

yraya dijo...

Desde luego que tus historias siempre me conmueven, yo también hubiera hecho lo mismo y eso mismo les he inculcado a mis tres hijos.
...perdona pero tu prima, era una fiera, jo, con la prima.
Las fotos son divinas, sobre todo la segunda.
Un besote muy grande

América dijo...

Hola mi querido amigo,rescato el hecho de que es una historia real,la vida misma y esas pruebas con la que topamos,sin duda un recuerdo entrañable a pesar del ultimo párrafo que empaña ese recuerdo tan hermoso.
Esos que por siempre están con nosotros,algo de aventura,de orgullo y de cariño....

Me ha encantado leerlo,así como siempre te digo,como una deliciosa conversacion rescatando los recuerdos...Un beso muy grande.

ChiCha dijo...

Que lindo eres Genín :)

Gatadeangora dijo...

¡¡Si es que eres un cielo de hombre!!.
No se que mas cosas te puedo decir que no te hayan dicho ya tantas admiradoras como tienes por aqui.
Creo que a la larga si te lo ha recompensado la vida con tus hijas tus nietos, tu familia nueva y tus amigos.
Que te quiero y que no me nombres mas a tu prima que me pierdo...dios la tenga donde se merece.

Besitos miles

Angélica dijo...

Ay Genincito lindo. Sí que tiene recompensas, mire todos los amigos que lo vienen a visitar, no sea lloroncito jejeje.

Me gustó la historia. Muy linda, muy emotiva y lo felicito por su honestidad. Yo pensé mientras leía que las cuentas de la luz eran pagos pendientes y que el señor había pedido un préstamo para pagarla, mira como es la imaginación. Y tu amigo (espero te haya deshecho de él) mire que decir "nuestro dinero" si será patúo. Y querer llevarlo a la policia pa sacarle una tajada más que sea jajajá.

Sabes Genincito... creo que en cuanto pueda leeré todos tus post para conocer bien tu historia.

Un beso y un abrazo bien grande mi querido. Me encantas.

guayoyo dijo...

eres lo máximo!
Besos.... todo un caballero andante...

Genín dijo...

Rosa:
Hola guapa, cuanto me alegra verte, que se que estás muy ocupada.
Si, yo no me quejo, al contrario.
Besos

Nata:
Que bueno que ledevolvieran la cartera a tu mamá. Sin embargo a mi se me perdió la mia (O me la robaron) tres veces, y nunca la encontré y tuve que sacar todos los documentos. Es cuestión de suerte.
Besos

Jerusalem:
No, mira yo la tengo perdonada, a la pobre le diagnosticaron Esquizofrenia paranoide, de ahí las palizas. Ella estuvo internada en una clínica psiquiátrica,mucho después de separarme de ella, pero no me consta si está muerta o viva, supongo que muerta porque tendría como cerca de 90, y con esa enfermedad... Hace muchos años que no se nada de ella.
Besos

mariaje:
Estoy contigo, es cierto.
Besos

Lisa:
A mi no se me olvida su cara ni la emoción de su familia, era una mezcla de alegría, incredulidad al ver que estaba el dinero, dos mujeres se pusieron a rezar de rodillas, fue emocionante, me acuerdo como si estuviera la escena ahora mismo, incluso me atrevería a llegar a esa casa.
Besos

Marialita:
jajajaja Es que tu me quieres mucho mi amor...jajaja
Pero me gusta leerlo!
Besos

yraya:
Si, desde luego es una cosa que le inculcan a uno de niño, la honradez, y tantas otros principios que te acompañan de por vida.
La pobre era una enferma Esquizofrenica, se supo mas tarde.Yo la he perdonado hace mucho tiempo, no sabia lo que hacia.
Besos

America:
Si son anécdotas que cuento, tal y como las recuerdo, charlando entre amigos, tal cual lo dices.
Besos

ChiCha:
¡Tan bella! cuanto me alegra verte por aquí!
Besos

Gatita:
jajajaja Tu no te preocupes de los demás y me dices siempre todos esos piropos que me hacen caer la baba...jajajaja
Y de mi prima, ya recordarás que
La pobre era una enferma Esquizofrenica, se supo mas tarde.Yo la he perdonado hace mucho tiempo, no sabia lo que hacia la pobre, cuando estuvo sana era muy buena gente.
Besos

Angelica:
jajaja Si, tu tienes mucha imaginación y te montaste una historia paralela por lo que cuentas...jajajaja
Pues de mi amigo, fue de los últimos días que lo vi, porque al poco me fui al ejército, tengo varios post seguidos sobre eso, y ya no lo volví a ver mas nunca.
Me alegro que te gusten mis historias y sobre todo que te guste yo...jajajaja
Un beso grande para ti y salud

Genín dijo...

Guayoyo:
Te me colaste...
¿Tu por aquí?
¡Esta si que es una sorpresa muy agradable que me alegra un montón!
Tu si que eres lo máximo mi linda!
Muchos besos para Ají.
Besos y salud

Paqui dijo...

Querido Genín, que historia tan entrañable y bonita. Eres una bellisima persona de eso nunca he tenido dudas.
Vaya telita con tu prima!!! pero ya la perdonaste y me parece bien porque como se dice, "en el pecado lleva la penitencia", por lo que cuentas la vida no le tuvo que ir bien.
El relato de la historia es tan bueno, que segun leia, es como si lo estuviese viendo, jeje.
Un besazo y salud

Lidia M. Domes dijo...

Genín:

Sabes que yo lo veo desde otra perspectiva...

Ya te he dicho que eres fruto de la Resiliencia?

Es la capacidad de algunos seres humanos de sobreponerse a las poderosas dificultades que la Vida les da. Este es un ejemplo que puse en mi página: http://www.conexionesconlaluz.com/elser/resiliencia.html

Y a través de trascender esas aparentes tragedias (tener una prima tan desequilibrada como la tuya como tutora, por ejemplo)lograr hacerse o continuar siendo un excelente SER HUMANO, como tú lo eres, y lo has sido... (este relato tuyo lo demuestra una vez más)

Me honra haberte encontrado y ser parte de tu círculo de lectores, fans de tus escritos, y ser tu amiga a la distancia.

Cuando organice algún Taller en tus tierras nos encontrarenmos, jajajaja

Un fuerte abrazo!

Lidia

Pablo J dijo...

Buena anécdota, como siempre las tuyas. Hace un buen tiempo, estaba esperando para sacar plata de un cajero electrónico, cuando por fin después de una larga cola me tocó a mí, el señor que estaba delante se fue a meter el dinero en el bolsillo trasero, y por alguna razón que aún no entiendo (quizás nervios) se le cayeron y ni cuenta se dio, cuando los recogí eran Bs.F. 500, lo máximo que da un cajero pero que es superior a la mitad de un sueldo mínimo.

No me hubieran caído mal realmente en ese momento, pero decidí devolver el dinero al señor pues no iba muy lejos, al acercarme, con cara de asustado, porque probablemente pensó que lo iba a atracar después que pasó por el cajero (como es habitual aquí), me preguntó que quería mientras seguía caminando. Cuando vio que le daba el dinero diciéndole que se le había caído, inmediatamente se revisó el bolsillo y por poco no me abrazó!. Era justamente todo el dinero de su quincena.

Creo que hay que seguir el dicho en algunas ocasiones "haz bien y no mires a quién".

Que tengas un buen día ;)

manly dijo...

Si te hubieses quedado con el dinero, probablemente te lo hubieses gastado y hoy ya no quedaría nada de todo aquello, mientras que los dueños lo hubiesen pasado fatal. Sin embargo al entregarlo evitaste una infelicidad segura en aquella familia y para ti además de satisfacción personal, es seguro que te hizo más grande interiormente, como persona.
Felicidades por tu decisión de entregarlo, no lo hace cualquiera.

Genín dijo...

Paqui:
Eso es lo bueno de los que no sabemos escribir, que escribimos tal cual hablamos...jajajaja
Si como bien dices, mi pobre prima ya lo ha sufrido injustamente en su vida.
Besos

Lidia:
No no me habias dicho nada hasta ahora sobre"Ya te he dicho que eres fruto de la Resiliencia?"
Leeré el enlace de tu blog, a mi me suena a resistencia a las adversidades y salir fortalecido de ellas, si es eso, si, tienes razón, siempre me ha ocurrido eso después de las cosas amargas que he tenido que superar.
¿A que esperas para organizar ese taller aquí? Iré encantado a darte un abrazo, porque el afortunado de conocerte y el honrado, soy yo.
Besos

Pablo J:
¡Bien hecho pana!
¿Te das cuenta como no es inusual el devolver las cosas que uno se encuentra?
Con Nata ya somos tres en unos poquitos comentarios, y mas que se callan, por modestos, cualidad que a mi me falta...jajaja.
Sin embargo, a mi nunca me han devuelto nada, siempre que he perdido o me han robado he tenido que aguantarme sin la plata, pero tu sabes que lo peor es tener que sacar de nuevo todos los documentos perdidos. Que se le va a hacer.
Salud

Antonieta H. dijo...

Si la mitad de las personas hicieran eso cuando se encuentran algo, que bonito seria el planeta

abuelotellez@gmail.com dijo...

He leido detenidamente tu post y me ha hecho recordar cosa muy parecida a mi y precisamente en esas fechas de Navidad, hice lo que tu y quedé mas satisfecho que quedarme con aquél dinero que no era mio.
Puede que en alguna ocasión nos lo hayan agradecido.
Un saludo.

chanclas dijo...

Bonita historia, "cuentuco" como tú dices. Agridulce como la vida. Nostalgica como lo hace el paso del tiempo, aunque yo más que "paso" lo llamaría huída cobarde.)
Un saludo

Angélica dijo...

Genín!!! yo publiqué hace como tres días!!! (no ve que yo lo extraño también?)

Angélica dijo...

Jajajá... perdonado!!!

Smmmmmuackkkk!

Genín dijo...

Antonieta H:
Pues no creas, hay mucha gente que lo hace, aquí ya van como 5 que lo han hecho, no está mal el %...jajaja
Besos

Abuelo:
Seguro que te lo agradecieron, a mi si porque no hacían otra cosa que darme las gracias constantemente.
Nunca me arrepentiré de haberlo hecho, al revés, me ha dado muchas alegria, y eso que todavia no se lo he contado a mis nietos, incluso no estoy seguro si lo he hecho con mis hijas.
A veces se enteran de cosas por el blog y luego me echan la bronca...jajaja
Salud

Chanclas:
Gracias por tu visita.
Cuentico, decimos nosotros.
Bueno es un hecho real que sucedió hace muchos años.
Lo que no entiendo es eso de huida cobarde (?)
Salud

Angelica:
Mira que eres mimosa...jajajaja
Besos y salud

Lidia M. Domes dijo...

Sólo siembro la semilla de esa posibilidad (la de hacer un taller en tu tierra).

Y si, es eso: salir fortalecido de las adversidades!!!
´
Otro abrazo!!!

Lidia

Liliana Lucki dijo...

Uno es la suma de sus acciones.

Has la suma de las que recuerdes.....

Seguro recordaras otras ,auque pequeñas.

Se siente tan bien ser buena persona.

Te saludo desde Argentina ,Liliana.

chanclas dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
chanclas dijo...

Me traicionó mi tierra , Cantabria, con el "uco" de "cuentuco".
Digo "huida cobarde" y no "paso del tiempo" porque es lo que siento al comprobar a la velocidad que pasa. El tiempo no da la cara, se esconde y huye continuamente sin que seamos capaces de alcanzarle nunca. Saludos.

Antonio dijo...

Que buena experiencia amigo, a veces uno pasa por esas determinadas pruebas y realmente la tentación en muy grandes, pero el sentido común se pone al frente como muchos somos gente de bien.

Gracias por compartir este post.

Un abrazo Genín.