lunes, 3 de julio de 2017

¡Una gente maravillosa!

Voy a reproducir un artículo del País cuyo contenido es mas que suficiente para que sin conocer a nadie os emocionéis, como me ha pasado a mi,  con esta gente que no van por la vida dándoselas de héroes, pero que lo son. Me refiero a lo que en dias pasados sucedió en el entorno en que yo vivo,  el Parque Nacional de Doñana, que estuvo a punto de ser devastado por las llamas, al final se quemaron unas 8.500 hectáreas  antes de alcanzar al parque, que se salvó,  logrando salvar también "islas" que estando dentro del fuego,  quedaron sanas, sin arder,   2.000 hectáreas en total salvadas de dentro del fuego y que se daban por quemadas,  gracias a la profesionalidad y al heroísmo de muchos, de eso va este artículo:

"El factor humano ha sido la clave del incendio controlado este martes a las puertas del Parque Nacional de Doñana, uno de los espacios naturales más sensibles de Europa, junto a dos núcleos costeros con más de 60.000 personas, al margen de un entorno agrícola fundamental para Huelva y a pocos kilómetros de unas de las mayores refinerías de España. Los bomberos, el buen comportamiento de los afectados y la solidaridad vecinal hicieron posible el milagro: ninguna víctima.



Al polvorín de Doñana se han enfrentado turnos de 300 personas durante 60 horas sin descanso hasta doblegar las llamas y confinarlas en el perímetro menos dañino.
"El primer objetivo fueron las personas", explica el director del centro operativo de Infoca en Huelva, José Antonio Martínez, satisfecho al ver que este martes se desmantelaba casi todo el dispositivo y los desalojados volvían a sus casas. Así, los primeros esfuerzos el sábado por la noche y el domingo se dirigieron a las zonas pobladas, los hoteles de Mazagón y los campings.
“La presencia de personas ha sido lo que más ha complicado el trabajo porque eran la prioridad y condicionaba la lucha contra el fuego”, comenta Francisco Vera, un integrante de las brigadas tras abandonar la zona afectada.
“El incendio era de mucha virulencia, y tras salvaguardar a la población, las prioridades se centraron en confinar el fuego para que no llegara a Matalascañas ni al Parque Nacional de Doñana”, añade Martínez.
En ese momento, todos los dispositivos contra incendio de la provincia se habían personado voluntariamente en el centro de control para trabajar y en los albergues de Moguer y Almonte, donde se resguardaron más de un millar de los 2.000 desalojados, no cesaban de llegar vecinos ofreciendo colchones, mantas y comida. “Se llegaron a hacer 1.500 bocadillos en unas horas”, relata una trabajadora del polideportivo de Moguer, adonde llegaron kilos de pan de una población cercana.
El domingo, cuando las previsiones eran las peores de las posibles, ya se habían adelantado retenes de todas las provincias andaluzas y se habían metido de lleno en el fuego. El de Granada, como el del resto de provincias, no quiso parar hasta que, por su experiencia, sabían que habían ganado la batalla.

La presencia de los bomberos fue fundamental la noche del domingo, cuando la temperatura bajó y el viento, al amainar, dejó de mover las llamas como si fuera una ruleta. “Esa segunda noche las condiciones cambian y fueron perfectas para atacar directamente las llamas con maquinaria y personal terrestre”, recuerda Martínez."
Yo estuve durante unas angustiosas horas vigilando,  con mi coche listo para salir zumbando, el viento cambiaba de dirección a cada rato y era muy fuerte, me llamaron para avisarme que el fuego corría desbocado en esta dirección, aunque todavia estaba lejos, todos estabamos pendientes de que amainara el viento, de lo contrario había que salir chutando, no tardaría mucho en estar ardiendo esto,  y amainó, bajaron también las temperaturas y subió la humedad, inmediatamente aprovecharon para hacerse con el control y después de dias de trabajos, estos profesionales como la copa de un pino, nunca mejor dicho, apagaron el fuego, sin victimas y sin que llegara al Parque.

Si queréis saber mas cosas de última hora, clic aquí
¡Muchas gracias a todas estas heroicas y anónimas personas! Y a todas las que  sabiendo donde vivo, os pusisteis en contacto conmigo interesándoos por como estaba yo 😘😘