viernes, 7 de octubre de 2011

Gino Bartali, su gesta...

Cada vez que me topo con una noticia de gente con la que no se ha hecho justicia ( Salvar la vida de 800 judíos no es nada baladí) y se ignora su obra, trato de difundirla, por eso he copiado y pegado esta historia que les dejo:



Gino Bartali , Murió en 2000 sin que se conociese su gesta
EL SECRETO DE LA BICI DE BARTALI
JUAN CARLOS ÁLVAREZ
Gino Bartali se murió en el año 2000 sin que nadie supiese su verdadera historia, la del corredor grandioso que dedicó dos años de su existencia a salvar la vida de ochocientos judíos. Para ello se valió de su bicicleta donde escondía la documentación necesaria para sacarlos de Italia. Y así, bajo la apariencia de simples entrenamientos, llevaba los papeles de un lado a otro. Nadie sospechaba en aquel momento de uno de los grandes mitos del deporte italiano, del hombre que había conseguido darle a Mussolini el Tour de Francia en 1938.

Gino Bartali escondió un secreto durante casi sesenta años. En el año 2000 se fue a la tumba con él y sólo un descubrimiento casual permitió conocer la dimensión humana que uno de los grandes ciclistas del siglo XX alcanzó durante la II Guerra Mundial. Nacido en la Toscana, en el seno de una familia humilde que se dedicaba a trabajar el campo, Bartali comenzó a correr gracias a que su padre le encontró trabajo en un taller de reparación de bicicletas. Su dueño, contento por el trabajo de Gino, le regaló una y le animó a que se entrenase.

A partir de ahí las escarpadas carreteras de la región fueron su espacio natural, el lugar en el que maduraron las piernas que rivalizarían con las de Coppi en el duelo que dividió Italia años después.
Pero antes de que el Campionissimo y él protagonizaran algunos de los duelos más grandes de la historia del ciclismo, Bartali estaba considerado como el ciclista del régimen de Mussolini. El Duce, en su delirio, soñaba con ver a un italiano derrotando a los franceses en el Tour y todas las miradas se volvieron hacia Bartali, que en 1936 ya se había adjudicado el Giro y era una celebridad en todo el país. En 1937 una caída frustró su misión.
Había comenzado a brillar en la montaña, pero en el descenso del Col de Laffrey se fue por un puente.

Sus compañeros, asustados por el accidente, se asomaron por el precipicio y le encontraron en el fondo, en el riachuelo. Se movía. Allí se ganó el sobrenombre del "monje volador", debido a sus profundas convicciones religiosas .
En 1938 cumplió con el sueño de Mussolini aventajando al segundo clasificado en más de veinte minutos.

Cuando la carretera se empinaba, cuando el calor y el polvo secaban las gargantas Bartali no encontraba rival. Pero la II Guerra Mundial le dejó sin los años en los que se podría haber labrado un palmarés espectacular, cuando Coppi aún era un joven meritorio que corría a su lado.

Lo que nadie imaginaba es que en aquellos años oscuros Bartali, uno de los símbolos del Partido Nacional Fascista, era en realidad uno de los personajes claves de una organización dedicada a salvar la vida de los judíos italianos a los que los alemanes querían enviar a sus hornos crematorios. Gino Bartali seguía entrenándose y realizaba largas sesiones de entrenamiento por las carreteras de la Toscana o Umbría.
Nadie podía suponer que en el cuadro de su bicicleta o debajo de su sillín transportaba documentos y pasaportes destinados a los judíos que se escondían en algunos de los monasterios italianos.

Bartali no despertaba demasiadas sospechas pese a que la guerra impedía cualquier competición y resultaba extraño ver a alguien entrenándose en aquel ambiente. Corría con ropa en la que se podía leer su nombre lo que le permitía recorrer kilómetros recibiendo los saludos efusivos de los soldados italianos, para los que era un auténtico ídolo. Y cuando una patrulla alemana le detenía la respuesta era sencilla: "Sigo trabajando para las carreras que vengan después".
Y le dejaban marchar. Los ejércitos se habían acostumbrado a ver pasar a Bartali de un lado a otro en su bicicleta, subiendo y bajando montañas, cambiando continuamente de ruta. Era el correo perfecto.

En los conventos y monasterios la red organizada por Giorgio Nissim con el apoyo de varios arzobispos- se dedicaban a elaborar los pasaportes destinados a salvar la vida de cientos de judíos y que Bartali transportaba jugándose la vida en aquellos viajes por las carreteras que conocía como nadie pero que le podían deparar una sorpresa desagradable en cualquier momento. Durante 1943 y 1944 el corredor toscano, el beato Bartali, se dedicó a esa misión sin que nadie le delatase.

Acabó la guerra y aquellos entrenamientos kilómetros aún le valieron en su carrera deportiva porque con 32 años pudo ganar en 1946 el Giro y en 1948, con 34, se apuntó el Tour de Francia en una demostración colosal en la montaña ya que se impuso en siete etapas de aquella edición

Bartali se retiró a su tierra, a Florencia, y durante cincuenta años no dijo nada de su trabajo para ayudar a los judíos que habitaban Italia. Durante décadas quedó sobre él la etiqueta de haber sido el corredor de los fascistas. No le importó. Se murió en el año 2000. El mundo sólo descubrió su magnitud en 2003 cuando los hijos de Giorgio Nissim encontraron un viejo diario de su padre en el que detallaba la forma en que funcionó la red clandestina dedicada a conseguir documentos que salvasen la vida de los judíos.

Allí, en aquellos papelajos, se explicaban minuciosamente los viajes que hacía Bartali, los kilómetros que recorría, los papeles que escondía su bicicleta y, sobre todo, lo abnegado de su dedicación a la causa. Los Nissin contaron lo que su padre escribió y entonces empezó a cobrar sentido tanto entrenamiento en una época en la que costaba ver a un ciclista recorrer una carretera italiana. Italia descubrió a uno de sus grandes héroes. Los Nissin también contaron el dato más importante que escondía el diario de su padre: 800 judíos evitaron el viaje a algún campo de concentración de los alemanes gracias a las piernas de Gino Bartali.





60 comentarios:

Liova dijo...

hOLA AMIGO!!! Sabes Genin??? esos son los verdaderos héroes de la historia. Gente que sin pretender pasar a la historia lo consiguieron salvando vidas. Buena estrategia la que utilizó, muy inteligente y sutil.
Gracias por esta información que yo no tenía ni idea!!! GRACIAS DE VERDAD!!! BESITOS Y SALUDITOS DESDE CÁCERES.

yraya dijo...

Lo leí hace unos días por otro sitio y me parecío de una dejadez demoledora, siempre lo mismo se valora al que más tiene.
Un besito Genín

TORO SALVAJE dijo...

Mi aplauso, mi reconocimiento y mi admiración para este hombre.

Saludos.

Betty dijo...

Es muy lindo enterarse de la existencia de buenas personas como ésta, por lo que alegro que lo comentaras acá.

Besos

emejota dijo...

Parece que su fuerza interior iba pareja con la externa, por tanto se puede entender que le resultara indiferente que la gente lo supiera; hasta puede que esto le resultara incómodo y molesto. Lo sabía el solito y le resultaba suficiente.
Un hombre que consigue esas hazañas en solitario, tiene sentido que pueda vivir de parecida manera.
Estos son los verdaderos héroes de la humanidad, los desconocidos, y son tantos que me da gusto pensarlo. Besso.

°º✿° Gitana °✿º° dijo...

Qué increíble! Cómo se lo tenía escondido ! Qué héroe ! Sin palabras! Aplausos !
bss ♥

La Zarzamora dijo...

Leí la noticia.
Este gran Hombre es uno de los tantos llamados "Justos".
Todos mis honores para tantos y tantos hombres que como él salvaron a cientos de judíos de la shoah.
Gracias por traerlo y refrescar esa memoria que no debe de quedar nunca sepultada.
Besos, Genin.

Genín dijo...

Liova:
Cuando lo leí pensé como tu, y enseguida pensé en darlo a conocer según mis humildes posibilidades.
Besos

Yraya:
Lo bonito es que a Bartali, le importaba un rábano que la gente lo supiera o no, igual que se la sudaba que lo tuvieran por facha.
Besitos

Toro:
No se merece menos que tus sentimientos hacia el, desde luego.
Salud

Betty:
Es que además amiga, a mi su nombre, de niño, me resultaba muy conocido, junto con su compatriota Fausto Copi, yo jugaba con sus fotos dentro de chapas, carreras de ciclistas en los circuitos que construíamos de arena en la playa...
Besos y salud

Genín dijo...

emejota:
Este señor, uno de los héroes de mi infancia por sus logros como ciclista, tenia una personalidad arrolladora y de hierro, por eso cuando lo leí, no me extrañó lo mas mínimo, para mi aunque no conocía esta historia, ya era un héroe.
Besos

Gitana:
Que bien expresas tus sentimientos con tan pocas palabras...
¡Ole!
Besos

La Zarzamora:
Si, lo que hicieron estos héroes no puede quedar oculto, es bueno para todos saber lo que hicieron, sobre todo en esta época de materialismo desmedido en que vivimos, con los mejores valores embarrados por la corrupción.
Besos y salud

MariluzGH dijo...

Me impresionó cuando lo leí hace unos días y vuelvo a emocionarme ahora, en tu casa, querido amigo. Personas así son las que realmente merecen reconocimiento... seguro que las personas a las que salvó de morir nunca lo olvidaron.

un abrazo grande

Cheli dijo...

Que impresionante!!
Eso es realmente una demostracion de valentia, de solidaridad, un ejemplo, y mas valor tiene en su anonimato, sin buscar ningun reconocimiento.
Gracias por compartirlo.
Un beso.

Larisa dijo...

Me gusta que se llevase el secreto a la tumba. Me gusta la gente que no necesita del aplauso de otros humanos o de la tan ladrada 'notoriedad' para acometer grandes y buenas empresas. Este tío era buena persona. Y se valió de sus mañas para ejercer como tal. Nunca presumió de nada, salvó vidas y colaboró a cambiar el mundo. Por tanto, cambió el mundo.

Un hurra por Gino Bartali.
Otro por Risto Mejide, ya que estamos.

Isabel Estercita Lew dijo...

Gracias Genin por traerlo, recordarlo y de alguna forma sanar el olvido

Besos

Estercita

mariajesusparadela dijo...

Gente humilde, que no sabe presumir y obra en conciencia: esos son los verdaderos héroes.

ana dijo...

Un hombre genial sin duda, pero aunque no se lo hayan reconocido,él dentro de sí lo disfrutaba y también aquellas personas a las que ayudó, es lo que importa, luego las medallas se las ponen a otros por chorradas.

besazo.

Genín dijo...

MariluzGH:
Eso es lo mas grande, las personas a las que salvó como mínimo de una muerte probable pero de un sufrimiento, como mínimo, seguro!
Besos

Cheli:
Cierto, un ser excepcional de los pies a la cabeza!
Un verdadero héroe.
Besos

Larisa:
Casi totalmente de acuerdo con lo que dices porque... ¿Que coño pinta el Risto aquí? jajajaja
De todas maneras y a pesar de los enanos, te quiero un montón...jajaja
Besos

Isabel E:
A quien le tenemos que dar las gracias, es a ese ser humano excepcional, porque de alguna manera evita que seamos del todo escépticos con la raza humana.
Besos y salud

Genín dijo...

mariajesusparadela:
Así es, pero que poquitos hay ¿Verdad?
Besos

ana:
Así es guapa, lo importante es el agradecimiento de las personas a las que salvó, esas y los suyos, seguro que si le recuerdan durante toda su vida!
Besos y salud

Marita dijo...

Un héroe de los pies a la cabeza...al que no le importaba el reconocimiento...solo le importaba ayudar y salvar vidas y eso fue lo que hizo....besoooooosss

Carmela dijo...

Un verdadero héroe!!. No tení ni idea Genín, gracias por traerlo, son estas las historias que ayudan a creer en la bondad humana.
Un beso y un abrazo fresco!!

MAMÉ VALDÉS dijo...

Que historia más emocionante y emotiva, y un verdadero héroe y en silencio, su vida es para llevarla al cine y que sirva de ejemplo a todos, desconcía tal gesta, como digo siempre en la blogosfera siempre aprendo algo nuevo cada día, y lo de hoy ha sido muy interesante... un saludo.

Larisa dijo...

Es que, Jezabel, ahora lubrico los Domingos. Ya sabes, 'Tú sí que vales'. ¿O es que acaso tú no tienes siempre presente a la persona que amas?

Por cierto, tengo unas amigas que te quieren conocer. Les he avisado de que eres homosexual, pero insisten. Son estas chiquillas. Dime si te gusta alguna:

http://1.bp.blogspot.com/-KD9E7gehkDI/To46WCacdCI/AAAAAAAADdg/Z6aRtdOGg_Y/s1600/pies.jpg

Genín dijo...

Marita:
Así es, yo creo que es el perfil del verdadero héroe ¿Verdad?
Besos

Carmela:
Tienes razón, llega un momento en que uno piensa que todo está podrido y estas historias le devuelven a uno la esperanza en un mondo mejor...
Besitos

mamé valdés:
Máxime cuando era un triunfador famoso, y esa fama la utilizó para hacer la gesta que hizo.
Es una historia genial.
Salud

Larisa:
jajajaja ¿Que voy a hacer contigo?
La verdad es que no puedo decidirme, son todas, tan...tan...¡GORDAS!
A saber que estarás haciendo tu con tanta fabricación...jajaja
Yo es que ahora mismo no amo a nadie en especial y para lubricar uso el aceite de oliva extra...jajaja
Besos y salud

Estrella Altair dijo...

Pues así es la buena gente..
y hay mucha..

y mucha que no nos vamos a enterar de su callada labor.

Un abrazo Genin

Scarlet2807 dijo...

Gracias por darnos a conocer un héroe anónimo.
Merece toda mi admiración y reconocimiento.
Y tu te mereces unos besotes, por darlo a conocer...
Besitos en el alma y feliz semana
Scarlet2807

calmA dijo...

Héroes, gente sobrenatural, personas valientes, cuando estuve en el cementerio judio de Budapest, me enteré de muchas historias de este tipo y vi las tumbas de algún español que había hecho cosas también alucinantes.

Ay¡ hoy estoy triste... por eso solo te dejo un revolcón de besos ¡Atila¡ jajajaja

Maireen dijo...

Me encantan estas historias, ya lo sabes. Esta se me había pasado, porque debieron publicarla en pocos sitios. Con nuestros blogs tenemos que hacer lo posible porque sean conocidas.

Abuela Ciber dijo...

Lo lei en su momento y me enociono.
Ahora al releerlo tambien, seres asi son los verdaderos héroes de la vida.

Cariños

Otto dijo...

Tenía demasiado tiempo sin pasar por aquí y qué gustazo encontrarme con este post.

Corro la voz por el facebook, estas cosas tienen que saberse.

Mil gracias!

O.

América dijo...

Extraordinario amigo,sobre todo en estos tiempos en que se cuestiona la solidaridad real y efectiva,una historia conmovedora que nos habla del riesgo,la discreción y la satisfacción del deber cumplido.
Difundir estas noticias es un homenaje a un hombre que con el ejemplo escribió una pagina en la historia recién descubierta.

Salud,besitos y un fuerte abrazo.

Food and Drugs dijo...

Bartali ya era un héroe antes de conocerse esto, y en realidad un ganador del tour de Francia no necesita mayores reconocimientos en la vida...
Lo que está claro es que su dimensión espiritual, que ahora que se ha conocido nos sobrecoge (a mi por lo menos me ha sobrecogido), lo eleva aún a cotas superiores como ser humano y como ejemplo a seguir.
Quizás él nunca dio importancia a este hecho pues debió considerarlo, más que una heroicidad, una obligación. Un deber que ninguna persona que se considere a sí misma justa y honrada puede eludir.
Por desgracia su caso fue uno de los pocos que se pueden destacar, que se cuentan con los dedos de la mano, y a los otros 6 millones de judios nadie los salvó de su terrible destino.
En fin, pues digo yo que ahora que la iglesia santifica a diestro y siniestro, tal vez debieran reparar en Gino.
:-)
Abrazos, Genín, y gracias por compartir.

Genín dijo...

Estrella A:
¿Mucha gente como Gino?
¿Que se jueguen la vida por los demás?
Insisto, si le llegan a pillar, se lo cargan sin mas contemplaciones.
Pero quiero pensar que tienes razón.
Besos

Scarlet2807:
Siempre trato de publicar cosas de la vida de gente que han hecho cosas extraordinarias, sobre todo si son poco conocidas y no se les ha hecho justicia, como en este caso.
Besos

Calma:
Pues a mi me encanta conocer estas historias, o lo que tu cuentas del cementerio y las tumbas de españoles, porque con el día a día, pierde uno la fe en el genero humano.
Si, Atila, el rey de "tus unos", aunque los de el fueran con "h"...jajaja Besos

Maireen:
Si, de hecho, me acordé de ti cuando la leí.
Ya sabes que estoy de acuerdo con lo que dices.
Besos y salud

Genín dijo...

Abuela:
Si, así es, reconforta enterarse de que existen personas así, en este caso, existió.
>Besos

Otto:
Hola pana!
Encantado de verte por aquí, que sepas que te tengo presente!
Claro, yo se que estas historias te encantan, como a mi.
Un abrazo!

America:
Si, es una de las cosas que tanto me alegra de que en estos tiempos tengamos estas herramientas para poder poner nuestro granito de arena dando a conocer a personas así.
Besos

Food:
Si, era una gran figura, entre el y Fausto Coppi después eran los amos del ciclismo, pero claro, otra cosa muy distinta es jugarse la vida, como hizo Bartali por los demás, y de la forma que lo hizo, sobre todo, alguien que como el tenia tanto que perder, incluso la vida si lo pillan los alemanes.
Un abrazo y salud

Larisa dijo...

Atención, tregua.

Lee esto. Habla sobre cómo la edad del cuerpo no ha de corresponderse con la edad del alma. Es bonito y me acordé de ti. Muacas.

http://steki-steki.blogspot.com/2011/10/despues-de-los-60.html

Genín dijo...

Bueno, vale, tregua, pero me voy rápidamente a ese blog porque me dejas algo preocupado, ya vengo.
.......

Pos ya estoy aquí, mejor te dejo el comentario que escribí. Gracias por tu ternura que veo entre lineas, niña, te quiero:

"Nunca le puedo negar nada a Larisa, me sorprendió al dejarme tu dirección en mi blog en tono tan serio y formal, aunque yo ya te conocía, básicamente nos la pasamos jugando ella y yo, bromeamos, nos llamamos de todo y nos reímos de todo, así que me ha sorprendido gratamente, incluso hasta me ha preocupado un poco que me mandara para leer algo serio y que como he podido apreciar tiene bastante sentido. Básicamente estoy de acuerdo con lo que se escribe en el articulo, si bien, lo que duele, lo que escuece, lo que hace sufrir a muchos ancianos no lo toca, y quizá sea mejor así.
En cualquier caso, eres una tierna jovencita...jajaja
Muchas gracias
Besos y salud"

la MaLquEridA dijo...

Caray y uno quejándose de todo, esos si son héroes que su nombre debe pasar a la posteridad.


Gracias por compartir Genín.


Besos.

Airblue dijo...

Madre mía! confieso mi ignorancia pero no lo conocía y sin querer me ha salido un pareado.

Hay personas grandes que viven su grandeza en el más absoluto silencio lo que todavía les honra más.

Ingenioso y valiente el ciclista italiano.

Besos azules.

Steki dijo...

Hola, Genín! Muchas gracias por visitar mi blog. Es todo un honor para mí porque siempre nos cruzamos por ahí y hoy, gracias a nuestra común amiga Larisa, es que nos estamos visitando.

Qué historia! Realmente debe de haber muchos Ginos Bartali por el mundo. Cuán injusta es la vida, a veces, no? Haces bien en compartir este tipo de historias.

Te dejo un fuerte abrazo!
Y con beso, jeje.

Mery Larrinua dijo...

Realmente increible!!!!
un abrazo

Genín dijo...

La Malquerida:
jajaja Si, es normal que miremos nuestras cosas como muy importantes, y cuando encontramos cosas como esta nos sentimos muy chiquitos ¿Verdad?
Besos

Airblue:
Bueno, yo tampoco sabia nada, y eso que como ciclista si que lo conocía de niño, pero no sabia de esta etapa heroica de su vida, el nunca contó nada.
Besos

Steki:
El honor es el mio, cuando uno se cruza por blogs amigos, suelen pasar cosas como esta con Larisa, a alguien le gusta algo o le parece que le va a interesar otra entrada que publica un amigo, y al final ya sabes el dicho, "Dios los cria y ellos se juntan"...jajaja
Besos

Mery Larrinua:
Muchas gracias por la visita, esta es tu casa y me alegro que te interese.
Besos y salud

HOTEL PINTO dijo...

Es impresonante las historias q salen a relucir después de tanto tiempo, héroes anónimos, abnegados, humildes que se dedicaron a ayudar a otros sin importarles que ponian en juego su propia vida.
Una maravilla la nota.Besos y abrazos desde la Patagonia.

HOTEL PINTO dijo...

Besos mi querido Genín, sin darme cuenta estaba en el otro correo.
Susymon.

OZNA-OZNA dijo...

gracias infinitas querido amigo por darnos a conocer a tan magna persona que la historia la tenía olvidada pese a su grandeza, muchos besinos de esta amiga admiradora.

Leonardo dijo...

Aconseja mis escritos.Estoy haciendo un libro gracias

Genín dijo...

Susymon:
jajaja No te había conocido, aunque al mencionar lo de la Patagonia, enseguida me di cuenta.
Si es una historia bonita y reconfortante, un gran tipo.
Besos

Ozna:
No me tienes que dar las gracias por nada, yo publico esta historia por hacerle justicia a este hombre que tanto se lo merece.
Besos

Leonardo:
¿Aconseja mis escritos?
No entiendo.
Gracias por la visita.
Salud

Reyes dijo...

No lo conocía, seguro que en el otro barrio estará muy contento de que lo hayas rescatado; un abrazo de su parte .
El que es persona sólo puede hacer lo que hacen las personas.
Besos.

Abuela Ciber dijo...

Como el tango Genin: ....dimelo al oído...

Cariños

Larisa dijo...

Hazte un Tuiter y sigue a este hombre. Mira lo que dice:

amantedeCristo Luis Andrés Cuenca
esperemos por el bien de la familia tradisional que no dejen entrar a ricky martin a ningun pais que se largue a una isla de gays desierta

amantedeCristo Luis Andrés Cuenca
el sexo anal es el pecado mas aberrante que ay

RECOMENZAR dijo...

Genin querido Que maravillosa la historia ...No la conocia.
Gracias por proponerme felicidad me la diste.......mil besos

Genín dijo...

¿Tu crees que se habrá enterado? jajaja
Lo dudo.
Besitos

Abuela:
Lo haría encantado...jajaja
Besos

Larisa:
Eres increíble, no se como encuentras a esta gente que está como una cabra.
Encima, según dice en otro comentario, el tío es virgen, así está el...
No se como se arreglará para escribir con camisa de fuerza...jaja
Besos

RECOMENZAR:
No sabes lo que me alegro que mi proposición se cumpliera!
Es una bonita historia si...
Besitos y salud

stella dijo...

Emocionada estoy después de leer esta maravillosa vida relatada y la grandeza de ese corazón...te agradezco inmensamente que lo hayas compartido
Un abrazo
Stella

Steki dijo...

Ayyyy, Larisa mía! Qué horror! Jaja. Dios me libre de los fundamentalistas!
Ahhh, Genín, o sea que tú ya lo habías visto! Pillín... Jajaja.

Besos x 2.

Genín dijo...

Stella:
Si, tienes razón, es una historia extraordinaria por varias razones, porque fue guardada en secreto por la sencillez de Bartali y por las vidas que se pudieron salvar.
Besitos

Steki:
Si, los fundamentalistas lo mas lejos posible, sean del signo que sean, nunca traen nada bueno!
Besitos y salud

Rosi dijo...

Gino, el gran Gino, jugándose la vida en cada pedalada,salvando vidas sin importarle nada más que la sinrazón y llevando un poquito de esperanza a los que nada poseían.
Un saludo.

Común dijo...

Hola Juan!!!
La piel de gallina, se me ha puesto con este relato, que valentía ese hombre y tenerlo es secreto tantos años, que bueno esto demuestra que él lo hizo de corazón, que no buscaba gloria, gracias por compartir esta grandeza.
Buen fin de semana y un abrazo de oso para ambos.

Genín dijo...

Rosi:
Si, así es, un gran hombre!
Gracias por a visita.
Salud

Común:
¿Te gusta Juan?...jajaja
Te estás acordando de el...
Feliz fin de semana.
Besitos y salud

Jesus Dominguez dijo...

Impresionante documento. Me ha fascinado.

calmA dijo...

Primera parte del comentario, la buena.

Yo no te dejo carinyo meu, yo llego tarde porque soy calmA y hago honor a mi nombre, pero siempre aquí, a tu lado. Me he dado un susto de collons cuando he empezado a leer, pero bueno... ya estoy tranquila, no hay nada que unos lingotazos de buen vino y una vecina tan maja no arreglen. En cuanto a tu salita es como tú, cálida, original, desordenada, arrebatada y bonita.

Eres la hostia, mira que ponerte a hacer fotos en ese momento, me parto contigo, tendría que pagarte por las sonrisas (a veces carcajadas) que me sacas siempre cuando te leo.

Segunda parte del comentario, la jodida.

Mal día querido amigo, a votar, no sé si iré, pero voy a un sitio peor, hoy enterramos a la hija de una buena amiga mía, sí, horrible, hoy además era su cumpleaños, sí, terrible, y a mi me la refanfinflan las votaciones y su puta madre.

No hay nada peor en esta vida, que ver morir a un hijo, además joven, además buena niña, además hija sola, mi amiga la tuvo de soltera, estaban unidas, atadas por la vida con lazos de tul, fue valiente, la tuvo contra viento y marea, hace casi treinta años, no era como ahora.

Y todo se acabó, y ahora me voy a comprar unas flores y a seguir llorando; qué coño me importan a mi hoy las elecciones...

Abrazo y cuídeseme mucho, besitos, un montón, pa que te cures.

(No es Edith Piaf, está claro, pero es Ne me quitte pas, una de las canciones más bellas que existen, atemporal, eterna.)

Anónimo dijo...

¡ Gracias ! (acabo de ver la primera parte de la miniserie italiana sobre la vida de Bártali)
y entré en tu blog buscando datos en Internet.
Nuevamente: ¡ gracias por transmitir la obra maravillosa de este gran hombre !
Un saludo desde Argentina

Jeane Arneaud dijo...

Una preciosa historia de un hombre con un corazón tan grande como su nombre en la historia del ciclismo.

Jesús dijo...

Copi-Bartali, dos leyendas del ciclismo, cuando este deporte era algo muy grande.Grande Italia. La gesta de Gino Bartali me deja sin palabras.¿Quedarán aún hombres de este temple? ¡Qué gran tema para una buena película y que lección moral para todos, en estos tiempos en que tan necesitados estamos de ellas!